lunes, 25 de octubre de 2010

Suerte...

Nunca me gustó que me deseen suerte, la suerte es elusiva, intangible y caprichosa: prefiero no confiarle mi vida, mis sueños y penas. Siempre preferí, paciente, aprender a tejer los acontecimientos de la vida, ordenarlos hasta vislumbrar el extraño dibujo que conforman, como las olas de arena que traza el viento en el desierto o las nubes que a veces, fugazmente, dibujan una silueta nítida en el cielo. Busco en cada rincón ese dibujo, esa mirada, ese destello de comprensión.

[...]

Cuando descubrimos además que el sentido de control sobre la propia vida es un factor determinante en la felicidad de una persona, resulta aún más imperativo escapar de las fauces de la suerte y del delirio, o de las opiniones ajenas, para encontrar el sentido de los actos y de la vida por uno  mismo. Por ello me inclino por los enfoques personales y terapéuticos que creen que la respuesta a la vida de cada persona está ya en uno mismo.



Elsa Punset



Mis sueños....paciente...escapar...respuesta...ya.

domingo, 17 de octubre de 2010

Me quedo con lo bueno que tengo, que no es poco.



- Supuestas vacaciones bloggeras suspendidas.



martes, 12 de octubre de 2010

...y la vida se acuesta a mi lado
con ella me empiezo a reír
y ahora sueño que voy caminando
por todas las cosas que faltan vivir y sentir
yo y mi jardín...

...que barato decir que es extraño
no tocarte y sentirte hoy aquí
menos mal que ya entiendo mi tiempo
y lo espero sin mucho pedir
mis amigos revuelven la olla
donde puse mi mejor perfil
y me sobra con verlos bailando
festejar para sobrevivir...

...Y la vida se acuesta a mi lado
y con ella me empiezo a dormir
y ahora sueño y me voy alejando
de todas las cosas que supe sufrir y sentir
yo y tu jardín...




jueves, 7 de octubre de 2010

Atrapados en el tiempo

Cuando las relaciones personales se complican, o cuando sentimos dolor, puede que sea porque nos hemos quedado atrapados en el tiempo. Por ejemplo, si te quedas atrapado en el futuro, puede que estés obsesionado por lo que está a punto de ocurrir, por lo que podría ocurrir y entonces te embarga la ansiedad y el temor. Cuando nos atrapa la ansiedad, los pensamientos se disparan, la mente ensaya cientos de posibilidades distintas para intentar adivinar todo lo que podría ocurrir en el futuro inmediato.

                                                Kenneth Stewart




¿Recurrimos a Carpe diem? ¿Live fast die young o a tantos otros típicos tópicos?
Disfrutar del ahora, sin olvidar el pasado ni dejar de soñar el futuro, pero sin que nos condicionen right now.

sábado, 2 de octubre de 2010

¿?

¿Por qué todo termina?
¿Por qué todo tiene su fin?
¿Por qué no puedo secuestrar las agujas del reloj y no pedir rescate por ellas?
¿Por qué no alargar la efímera felicidad, el placer, las ganas de darlo todo?


Sin embargo, todo vuelve a la asquerosa normalidad.
Quiero vivir en mi propia excepción que confirme la regla.